Seguidores

sábado, 27 de diciembre de 2014

Las comidas de los papas




“No sólo de pan vive el hombre”; en algunos casos lo hace de la “haute cuisine” (alta cocina). El Vaticano, como institución política que es, no fue ajeno al desarrollo de la gastronomía, porque más allá del ascetismo de los primeros Papas, durante la Edad Media, y gracias a la consolidación del poder terrenal de la Iglesia, se ofrecieron grandes banquetes, algunos de ellos pantagruélicos, como muestra del nuevo estatus del Vaticano.

Lo cierto es que hubo pontífices que le dieron gran importancia a la cocina, como Benedicto III, quien inventó unos huevos escalfados sobre un colchón de bacalao hecho puré, o Pío V, que durante el Renacimiento y para el banquete de su coronación contó con Bartolemeo Scapi, “el Ferrán Adriá de su tiempo”.

A lo largo de los siglos, en las cocinas del Vaticano se crearon platos como el esturión con pétalos de rosa, el crujiente de empanada con anguila, salsas como la de tomate (sí, la salsa de tomate se introdujo en Italia desde el Vaticano), la salsa verde, favorita de los guardias suizos y técnicas culinarias como el Baño María. Incluso cuando no se había inventado la Nouvelle Cuisine, en el siglo XIX servían ensaladas de flores y pastas rellenas de angulas espolvoreadas con caviar, platos que bien podría haber inventado Paul Bocuse.

Ahora bien, ¿qué comieron los últimos Papas? Juan Pablo II gustaba de los sencillos platos polacos, como el borscht (sopa de remolachas), tenía cierta inclinación hacia la cocina española y era aficionado a las sobremesas largas con una taza de café o una copa de vino. No era un gourmet, más bien todo lo contrario y privilegiaba más la cantidad que la calidad. Se dice que en el banquete de su coronación, al ver el fasto culinario que los cocineros habían realizado dijo: “Hubiera bastado con un poco de pizza y otro poco de pasta”.

Benedicto XVI, era un poco más sofisticado que su antecesor en materia de comidas. Para empezar, era hijo de una cocinera profesional, lo que habla de su gusto. Tenía debilidad por las preparaciones de su Baviera natal, como el apfelstrudel (tarta de manzanas), las salchichas y el leberwurst. También gustaba de la cocina italiana, en especial la pasta y los pescados. Además, todas las noches comía un plato de sopa de sémola, aunque su pasión eran las buenas cremas heladas.

¿Y qué sabemos acerca de los gustos del nuevo Papa Francisco?




 Es un hombre austero y frugal, le gustan las empanadas y la colita de cuadril a la parrilla ( una pieza de carne sin hueso que corresponde a la parte baja, externa y transversal del cuarto trasero de la res), toma mate y sabe cocinar, habilidad que aprendió desde muy chico porque su madre quedó incapacitada cuando el Papa y sus hermanos eran chicos y tuvo que arreglarse por su cuenta. Sin embargo, y mal que le pese, a partir de ahora se verá obligado a tener que presidir más de un banquete por cuestiones de Estado.




http://viaresto.com/Notas/La-dieta-de-los-Papas-1775.aspx?utm_source=clarin&utm_medium=caja&utm_campaign=caja

12 comentarios:

  1. A veces lo mejor no se encuentra en los platos muy elaborados, sino en los más sencillos. A mí son los que más me gustan. Felices Fiestas, Norma. Un besazo.

    ResponderEliminar
  2. Quizá Jesús no querría esos manjares mientras hubiera pobres pasando hambre. La Iglesia está inspirada en la figura de Cristo pero, nada que ver...
    Feliz navidad querida Norma!!!

    ResponderEliminar
  3. Hola Norma2, vengo a saludarte y a desearte Feliz Año Nuevo, lleno de Paz, amor y Armonía y te mando besos desde Valencia.
    Como siempre has hecho muy buen Post
    Que Dios bendiga al Papa Francisco, que ha sido un regalo para los cristianos y penso que para el mundo en general, pues es un hombre sencillo y que llena de Paz, Montserrat

    ResponderEliminar
  4. la sencillez da ejemplo y estos últimos papas son ejemplo que muchos deberíamos seguir. un beso y felices fiestas, Norma.

    ResponderEliminar
  5. Me encanta el Papa Francisco, es un gran hombre, predica con el ejemplo. Besos

    ResponderEliminar
  6. Este señor irradia sencillez y humildad por todos los poros de su piel, ha sido un post muy interesante. Feliz Año Nuevo Besos!

    ResponderEliminar
  7. Creo que el Papa Francisco es muy capaz y puede hacer cambiar los menues.
    Cambio vestimentas y oro por sencillez asi que no creo coma suntuosidades

    Gracias Norma por tu comentario, me rei de lo lindo
    Por suerte en la familia siempreha habidoaunque sea un pequeño jardincito y todas las nietas/os han visto crece naturaleza diversa.
    No dudo que niños de ciudad y apartamentos crean eso!!!!!!
    Cariños

    ResponderEliminar
  8. Me encanta el post Norma.Que curiosidades... Un beso y feliz año nuevo

    ResponderEliminar
  9. ! Que le dijo el amado San Francisco de Asis al Papa de turno cuando estaba en el Vaticano ¡...! Que estas haciendo aquí adentro! si los pobres están allá afuera ¡
    ! Nena te deseo un Feliz, año y que este venga cargado de mucha Salud, paz, amor y sobre todo de mucha plata y que todos tus deseos se hagan realidad ¡que sigamos disfrutando de tu compañía muy sinceramente Anaisa ¡
    ! Hasta pronto ¡feliz 2015 ¡

    ResponderEliminar
  10. ! Nenaaaa¡.. ¡que yo no voy para ningún lado, el bolsillo no está pa viajes¡.. Ya quisiera yo¡ ja¡ja¡.. nena que la que viaja es Andaira ¡
    ! Nena simplemente me retiro unos días del blog, recuerda que tengo que cuidar a mi
    madre ya mi tiempo no es el mismo ¡.... ¡pero aquí sigo ¡
    ! Abrazos muy fuerte amiga y feliz año ¡

    ResponderEliminar
  11. Interesante entrada. Feliz año 2015.
    Un abrazo

    ResponderEliminar

Gracias por pasar por mi espacio el cual está hecho pensando en vos

Gracias por pasar por mi espacio el cual está hecho pensando en vos
Ahhhh! y no olvides saludarme!

Entradas populares

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...